EL COMERCIO ACTUAL DEL VINO

Publicado en por Instituto de los Andes


Hace algunos decenios el vino tenía una imagen elitista, era una bebida reservada para las clases más altas o para las ocasiones más especiales, de manera que su consumo se hacía difícil, y en algunos lugares casi imposible. En los últimos años esta concepción se ha transformado, el vino ha pasado a ser una poderosa elección de consumo para una gran parte de la población mundial. Este estudio acerca de la posición que ocupa el vino en la vida actual de las personas, se ocupa de algunos de los factores que han influido en la evolución de la imagen y el atractivo por esta bebida durante los últimos tiempos. Aunque todavía existan algunos misterios sobre el tema del vino, la mayoría de los consumidores ya no están tan temerosos, sino que confían en las marcas y se muestran más familiarizados. A su vez, están dispuestos a experimentar con algo nuevo. El vino está siendo, cada vez más, una categoría de consumo más vibrante, así como también se está ampliando actualmente en países donde solo era una historia para contar.

Sin lugar a dudas, el factor principal por el atractivo del vino, ha sido el éxito de los del Nuevo Mundo.

Vinos chilenos, seguidos por los australianos, argentinos, y sudafricanos, que en poco tiempo se han tornado inmensamente populares y que ofrecen vinos económicos, etiquetados con la variedad de la uva y modernos diseños , que posibilitan al consumidor un vino fácil de beber, con sabores a frutas tropicales y exóticas, accesibles económicamente, y esto a las personas les agrada. Sobre esto, se podría argumentar que los países tradicionales también se han beneficiado con la evolución del Nuevo Mundo vitivinícola. Ante esta realidad, los productores tradicionales han aumentado su calidad, y a su vez han adoptado nuevas técnicas de vinificación, haciendo sus vinos más accesibles y adaptables a los nuevos segmentos de mercado.


La tendencia probable, es que muchos de los nuevos consumidores, habiendo una vez explorado con los vinos del Nuevo Mundo, busquen sabores y sensaciones más complejas en los vinos del Viejo Mundo.


Las poderosas estrategias de marketing, en función de la promoción y venta de los vinos del Nuevo Mundo, junto a la excelente relación calidad- precio de los mismos, han sido causa y consecuencia de los elevados índices de venta con relación a sus hermanos del Viejo Mundo. La prensa especializada, los clubes y asociaciones, escritores y bodegueros, también han puesto su grano de arena en el amplio proceso de comercialización.


Otro de los elementos con mayor protagonismo en el incremento del consumo de vinos, es sin lugar a dudas el precio de venta, el cual ha disminuido considerablemente de manera proporcional al orden de aparición nuevas marcas y producciones en el mercado.


El empuje de la cocina, las nuevas tendencias en la restauración, y algunas corrientes dietéticas, han influenciado en la creación de una realidad en la mente de los consumidores: El Vino es la compañía ideal para las comidas, además de constituir un ingrediente para las mismas, opcional u obligatorio.


Aunque pocas personas beben vino por motivos de salud, cada vez son más las publicaciones que difunden los beneficios que tiene el vino para la misma. Conocidos son los efectos de la milenaria bebida en el organismo, y el otro punto a su favor es que la imagen del vino pocas veces está asociada al alcoholismo. Solo quedaría esperar, a que la relación dinámica del comercio, no lacere la historia y tradicionalismo que pueda encerrar una botella de vino. Que evolucione el mercado del vino con cambios favorables, que no comprometan su esencia, sería el homenaje actual a quien ha caminado de la mano del hombre.

 Autor: Alexander Aguirre Triana
Prof. Ppal Sommelier Escuela de Hoteleria y Turismo Pdte. Asociación de Sommeliers de Villa Clara Cuba

Etiquetado en 03 ENOLOGIA

Comentar este post